Terapia familiar

En Mens Sana Psicología abordamos problemas familiares que hacen que la convivencia entre los miembros no sea satisfactoria. El objetivo es trabajar con el sistema que forman los miembros como un todo, ya que todos son importantes y pueden aportar para la solución de los problemas. Es un enfoque terapéutico reconocido y muy utilizado en todo el mundo.

Los principales objetivos de la terapia familiar son:

  • La mejora del funcionamiento familiar.
  • El aumento de la comprensión mutua y el apoyo emocional entre los miembros de la misma.
  • El desarrollo de estrategias de afrontamiento y habilidades de resolución de problemas ante diferentes situaciones.

Terapia Familiar en Madrid

La terapia familiar incluye a todos los miembros de la familia o los más capaces para participar. Su plan de tratamiento específico dependerá del tipo de problemas y de la situación familiar. Las sesiones de terapia en familia pueden ayudar enseñando las habilidades básicas para mejorar las relaciones entre sus miembros, superar momentos de estrés, divorcio, pérdida de seres queridos o adicciones de alguno de sus miembros.

Nuestros terapeutas expertos en familia en Madrid estudia la situación de partida, escuchando a todos los miembros, sus preocupaciones y sus demandas y establece un plan de acción consensuado con la unidad familiar, que hará que los miembros de la familia se entiendan mejor, empaticen entre ellos y les proporcionará recursos suficientes como para resolver situaciones de conflicto y superar conflictos pasados.

La terapia familiar es una opción adecuada para reconducir y reconstruir los lazos familiares. Situaciones que se deterioran y que impiden una comunicación positiva se pueden solucionar con la ayuda de nuestros expertos en Madrid. Uno de las principales objetivos es transformar la unidad familiar en un grupo funcional, que aporte satisfacción a todos y les permita crecer y desarrollarse de forma sana.

En una familia sana, sus integrantes pueden:

  • Expresarse con libertad sin ser agredidos ni juzgados.
  • Sentirse apoyados por los demás sin ser sobreprotegidos.
  • Se respetan las diferencias individuales.
  • Las normas son pocas, claras y flexibles.
  • Los papeles están definidos: los padres “ejercen de padres” estableciendo normas y límites.
Volver
TERAPIAS A TU MEDIDA

Solicita una cita o llámanos para informate

teléfono655916105