La habitación. El trauma en tres metros. | Menssana Psicología

La habitación. El trauma en tres metros.

29 Feb 2016
Psicología

Su protagonista, Brie Larson ha ganado el Óscar a la mejor actriz por interpretar de forma sublime a una chica secuestrada durante ocho años, durante los cuales sufre todo tipo de maltrato, físico, por la privación absoluta de libertad, el sometimiento a la voluntad del secuestrador y las condiciones degradantes del lugar donde vive, una caseta de jardín únicamente iluminada por una claraboya en el techo y que le causa problemas de salud a causa de la falta de luz natural.

También se muestra el maltrato psicológico por medio de reiteradas amenazas de muerte, y la manipulación del estado emocional de la protagonista, estado de alerta permanente y sumisión a la voluntad del secuestrador hasta el punto de hacer una vida casi de pareja por imposición del secuestrador. Durante todo el secuestro muestra en el rostro una expresión de impotencia y sumisión.

Vive con un hijo que ha tenido durante su secuestro, que es el centro de su universo y el motivo por el cual puede seguir viviendo en el zulo sin caer en la desesperación y mantienen una rutina de comidas, higiene y ocio como si de una vida normal se tratase y con relatos inventados del entorno para hacer más amable el entorno al niño. En estas situaciones la persona pone en marcha recursos psicológicos particulares que ya disponía e incluso nuevos que le permiten tener en algún grado de control sobre sí mismo y sobre el entorno. Estos recursos están relacionados con sus vivencias, experiencias, creencias y conocimientos, que deuna u otra forma le ayudan a sobrevivir, ya sea modificando la situación o haciéndola psicológicamente más soportables.

En la segunda parte, cuando son liberados, quedan representados síntomas  que presentancasi todas las personas tras un secuestro: los procesos de pensamiento tienden a paralizarse respecto a lo que sucede en el entorno, la víctima sufre una fuerte despersonalización y desrealización debido a que el entorno al que vuelve ya no es el que conocía y en ocasiones ha cambiado totalmente. La protagonista se ve incapaz de responder a la ayuda que le prestan debido a la parálisis emocional que sufre y su disforia llega a tal punto que intenta suicidarse como huída de un mundo que no la entiende ni acepta a su hijo, que es del secuestrador. Debido al trauma está imposibilitada para establecer relaciones afectivas con su madre y la nueva pareja de ésta y recurre a formarse un mundo interno, incluso huyendo de su hijo.

El trastorno de estrés post traumático requiere apoyo psicológico y se da ante un agente estresor extremo y presenta características propias

    • Reacciones emocionales y físicas exageradas a situaciones evocadoras del trauma.
    • Entumecimiento y embotamiento emocional:
    • Evitación de las actividades, lugares, pensamientos o conversaciones que se relacionan con el trauma
    • Pérdida de interés
    • Despego por los demás
    • Emotividad restringida o ausente.
    • Incremento de la alerta:
    • Dificultad para dormir
    • Irritabilidad y estallidos de ira o miedo
    • Hipervigilancia, sobresalto

En definitiva, obra maestra del cine y de la psicología, toda la película de principio a fin, muestra una riqueza de emociones, de resiliencia y de recursos psicológicos llevados a su máxima expresión que la recomendamos a toda persona que quiera conocer la psicología del trauma y sus secuelas.

En Mens Sana Psicología valoramos el estado psicológico y emitimos informes periciales con rigor y seriedad.

Disponemos además de tratamiento psicológico para el trauma y sus síntomas posteriores.


Volver